El Parlamento portugués rechaza un proyecto de ley para abolir la tauromaquia

La votación ganadora se basó en la defensa de la libertad y en las raíces culturales

Grupo Joly, 6/07/2018. Los aficionados portugueses a las corridas de Portugal continuarán disfrutando de la Fiesta en su país después de que el Parlamento rechazase hoy un proyecto de ley que defendía su abolición. El resultado de la votación ya se esperaba y la propuesta, presentada por el diputado único del Partido de las Personas, los Animales y la Naturaleza (PAN, ambientalista), apenas contó con el apoyo de los otros ecologistas del hemiciclo y una parte de la izquierda.

La defensa de la libertad de elegir y de una práctica que forma parte de la cultura popular de Portugal fueron los argumentos defendidos durante el debate que se impusieron en la votación final, frente a las denuncias contra la violencia y tortura de los animales esgrimidas por los diputados que apoyaron la abolición.

El proyecto corrió la misma suerte que otras propuestas presentadas en el pasado para limitar la tauromaquia; iniciativas para acabar con los subsidios estatales, prohibir su retransmisión en la televisión pública o vetar la participación de menores de edad en las corridas ya fueron rechazadas por el Parlamento luso.

Según la Federación Portuguesa de la Tauromaquia (Protoiro), durante 2017 participaron tres millones de personas en eventos tauromáquicos, sumando la asistencia a plazas de toros y festejos populares.